Volcán de Majablanco

Crecimos raspando el frasco de este verdadero manjar, hoy lo convierto en una explosión de dulzura de invierno.


Para hacer esta receta por su puesto que utilicé el clásico y favorito de muchos, el Majablanco de Los Pozos. La señora viene haciendo su receta hace mucho tiempo y lo curioso, es que continua utilizando la misma olla de cobre desde siempre.

Esta receta es súper fácil, la pueden tener en sus moldes congelados dentro de un tapper, por 3 meses. Cuando los quieran hornear, los pasan del frezzer a la heladera un par de horas antes. En la heladera duran 3 días. Se hornean en fríos, esto garantiza una lava más irresistible.

Los moldes que utilizo son unos de acero recubiertos de teflón de TRAMONTINA, de la línea La Pasticceria, los compré en Multicenter. Son ideales porque no se pegan para nada al molde ademas que la porción, es la ideal.


Por si acaso, ninguna de las marcas que nombro como recomendación me auspician, simplemente estoy siendo transparente para que todos ustedes tengan el mismo resultado que yo. Siempre que pueda, les transmitiré mis tips :D


Volcan de Majablanco

rinde 4 volcanes

para guardar e imprimir la receta, hace clic aquí

  • 250 g Majablanco (utilicé el de Los Pozos)

  • 50 g Mantequilla sin sal a temperatura ambiente

  • 1 pizca de sal

  • 1 Huevo

  • 1 Yema de huevo

  • 30 Harina 0000 Famosa

Mezcla la mantequilla majablanco hasta obtener una mezcla uniforme. Se puede hacer en una batidora electica o a mano. Es importante que tanto el majablanco como la mantequilla estén a temperatura ambiente. Agregar la sal, el huevo, la yema y mezclar de nuevo.

Incorporar la harina tamizada con una espátula y mezclar hasta tener una masa uniforme.

Enmantequillar los moldes y enharínalos. Quitar el exceso de harina golpeándolos con cuidado boca abajo. Yo utilice moldes individuales de cupcakes. Pueden ser de aluminio desechable o los Tramontina con teflón.

Llenar los moldes hasta que queden 3mm del borde y luego llévalos a la heladera por 1 hora o hasta 3 días. También se pueden congelar. Del congelador, bajarlos a la heladera unas 6 horas antes y hornearlos fríos. Esto nos ayuda a minimizar el riesgo de que se vaya a cocinar demasiado el centro del volcán y nos garantiza una lava bastante contundente.

Hornear en un horno precalentado a 200C por 12min. Este tiempo varía entre hornos así que te recomiendo que primero cocinar solo uno y veas cómo sale. Con eso ajustas el tiempo para el resto. Un minuto hace mucha diferencia en el resultado final.

Hay que desmoldarlos tras que salgan del horno con mucho cuidado. Con un trapito para no quemarse, volcarlos sobre el plato en cual se servirá.

Espolvorear con un poco de azúcar impalpable y servir inmediatamente con helado de vainilla.